Un calendario afrofeminista

Es pequeño, manuable y sencillo, aunque también muy especial. Es un calendario de mesa que puede usarse como una pequeña agenda o libreta de notas y ocupa poco espacio en la cartera o la mano. Pareciera no tener grandes pretensiones, pero en verdad encierra un verdadero acto de justicia social, lo que amplía y enriquece su utilidad.

No empieza en enero, como comienzan cada año y los calendarios corrientes, sino que cubre 12 meses desde julio de 2021 hasta julio de 2022. Lo han pensado así porque en ese mes, el día 25, se celebra desde 1992 el Día Internacional de la Mujer Afrolatina, Afrocaribeña y de la Diáspora africana y este calendario tan peculiar quiere marcar ese año de vida para rescatar sucesos, rostros, pensamientos y hechos asociados a la vida de las afrodescendientes y sus derechos.

La idea de esta iniciativa surgió a partir de un calendario feminista que circuló en las redes a principios de año. “Me pareció interesante, pero tanto desde las feministas como de los eventos que destacaba tenía una tendencia muy eurocéntrica” recuerda Yulexis Almeida, socióloga, profesora de la Universidad de La Habana y además fundadora e integrante del equipo coordinador de Todas x Todas (TXT), proyecto que desde 2019 vincula academia y activismo a favor de la equidad de género y la eliminación del racismo en Cuba.

Una rápida búsqueda en Internet le confirmó, después, la existencia de  varios calendarios feministas, una parte importante de los cuales exhibía la misma tendencia: muy pocos reflejaban el quehacer como feministas de las mujeres negras en la región.

“Por esa razón nos decidimos a confeccionar un calendario visibilizando, fundamentalmente, el aporte de las mujeres negras en América Latina y el Caribe y, dentro de este contexto, quisimos hacer énfasis en Cuba también”, precisa.

Para concretar la propuesta y cómo hacerla, idearon entonces convocar a un concurso.

“La idea del concurso surge de la necesidad de buscar, en tiempos de pandemia y de mayor permanencia en casa, actividades que ocupen a la familia, a las mujeres, niñas, niños y jóvenes en proyectos útiles, atractivos y que contribuyan a aprender y crear conciencia de género”, explica Almeida, también coordinadora nacional de la pastoral de género y familia de la Fraternidad de Iglesias Bautistas de Cuba (FIBAC).

La convocatoria tuvo dos versiones: una para el ámbito secular y otra para el eclesial, sin distinción de denominaciones. “Por eso hay ganadoras en ambos”, precisa. Aunque se podía participar de forma individual o en familia, la mayoría optó por la segunda variante. Las familias ganadoras por el ámbito secular fueron las de: Isis Ashayt Contreras Sevila, de 9 años, mestiza, de Matanzas, iglesia Fraternidad en el Naranjal (hija); Alicia Dámaris Sevila Hidalgo, 42 años, mestiza, Matanzas, iglesia Fraternidad en el Naranjal (madre) y Alicia Hidalgo Hidalgo, 74 años, blanca, Matanzas, iglesia Metodista. (abuela). Por la parte secular, Norma Rita Guillard Limonta y su hija Naima Elena.

Luego tocó al equipo de coordinación de TXT organizar los contenidos, reforzar otros y encargar a Jorge Cisneros, uno de los diseñadores que colabora con el proyecto, el diseño, maquetación, gestión de impresión y encuadernación del calendario.

Con imágenes editadas mediante filtros de aplicaciones informática de uso libre, abren julio, el primer mes del calendario, las integrantes de la Red de Mujeres Afrolatinoamericanas, afrocaribeñas y de la Diáspora. Luego, sucesivamente, aparecen los rostros de la intelectual cubana Nancy Morejón; la escritora y dramaturga nigeriana Chimamanda Ngozi Adichie; la psiquiatra, escritora y activista feminista egipcia Nawal El Saadawi; la física, filósofa, escritora y activista india en favor del ecofeminismo Vandana Shiva y María Dámasa Jova, escritora, primera afrocubana dueña de una imprenta y defensora de los derechos de las mujeres negras y mestizas en el Congreso Nacional Femenino de 1939, en La Habana.

Aparecen, además, la escritora e investigadora dominicana Yuderkys Espinosa, la actriz cubana Fátima Patterson; la activista, antropóloga social y cantautora dominicana Ochy Curiel; la poeta cubana Georgina Herrera; la médica, poeta y activista feminista ecuatoriana Matilde Hidalgo; la escritora e historiadora cubana Daysi Rubiera y Marielle Franco, socióloga, feminista y política brasileña.

En el calendario se insertan también frases de destacadas afrofeministas. “El feminismo es para todo el mundo”, nos dice la estadounidense bell Hooks en julio y en abril aparece la chilena Teresa Wilms Montt: “Cuando trataron de callarme, grité”. En mayo, la nigeriana Chimmanda Ngozi Adiche sostiene: “Todos(as) deberíamos ser feministas”.

Este es el primer calendario afrofeminista cubano, pero el equipo de TXT aspira a que no sea el único. Desde ya recuperan ideas y fuerzas para continuar la iniciativa, en la cual seguirán involucrando a otras mujeres.

TXT es un proyecto de feministas que han asumido el compromiso de contribuir a la construcción de una sociedad no racista y no sexista. Trabaja en comunidades con una alta composición de población negra y mestiza y en espacios e instituciones académicas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *