“No está en la naturaleza de la mayoría de nosotras abandonar, sino resistir y crear”

La Habana, septiembre (SEMlac Cuba).- Para la contadora Mayra Estrada, el despacho contable Estrada & Asociados es la realización de un sueño y fruto de su perseverancia.

“Para mi generación, ser contador es un privilegio; podemos decidir lo que queramos, pero al final los números son los que dicen si lo hicimos bien o no, los números son los que mandan”, dice Estrada a SEMlac Cuba.

Con más de 30 años de experiencia como contable y profesora universitaria, Estrada lidera una pequeña empresa que ofrece servicios al sector estatal y privado. Además de la teneduría de libros, el despacho distribuye softwares contables, mediante licencias de uso.

¿Que implicó para usted dar el salto al emprendimiento privado después de tantos años en el sector estatal?

No creo en las diferencias entre los sectores, sino en las capacidades de las personas para saber hacer. No hay mucha diferencia entre lo que hacemos cada día en el sector estatal y ahora en el sector privado. Si me pregunta cuál es, en esencia, la diferencia, hay sólo una: ahora tomo mis propias decisiones, cuidando el respeto a la legalidad, pero decidiendo el cómo.

Según las estadísticas, son pocas las mujeres presidentas de Mypimes. ¿Por qué cree que ocurra esto? Desde su experiencia, ¿existen obstáculos para las mujeres en estos espacios de liderazgo?

Nadie puede limitar lo que somos o lo que queremos ser, una es dueña de construir su propio camino y simplemente empezar a andar.

Ciertamente, las mujeres tenemos muchos tropiezos que vienen dados por las imposiciones de las sociedades: roles de madres, amas de casa, esposas. Podemos aprender a coordinar mejor estas responsabilidades; a veces con ayuda de la familia y muchas veces no. Pero la mujer cubana es maestra en jugar todos esos roles, incluso siendo cabeza de familia, madre sola con sus hijos y sus ancianos. Creo que en la sangre tenemos esa fortaleza de crecernos por encima de todo y llegar.

En mi caso, mi padre sembró la semilla de la independencia. Él era casi analfabeto y yo tengo limitaciones físicas. Siempre le preocupaba sobremanera que yo pudiera desempeñarme en la vida, cuando él no estuviera. Entonces, todo el tiempo me instaba y apoyaba para que yo estudiara y me llevaba las libretas de la escuela para que copiara las clases, cuando estaba ingresada. Siempre me decía: “¡tienen que verte por tu cabeza y no por tus pies, esa es la meta!”

Me costó mucho llegar aquí y ser la mujer instruida, dueña de sus decisiones y su destino. Sólo la fortaleza de carácter que él me forjó, la disciplina que me impuso, sus juicios de valor, su perseverancia y su patrón de que con el trabajo se puede todo, me han llevado hasta mi camino en el presente.

Las mujeres tenemos dotes especiales de supervivencia: nos puede estar pasando por encima una tempestad y sacamos fuerza de nuevo, como el ave fénix; aun desde las cenizas, nos levantamos y volvemos a empezar. No está en la naturaleza de la mayoría de nosotras abandonar, sino resistir y crear. Entonces, las mujeres hemos sido bendecidas para triunfar.

El despacho contable Estrada & Asociados apuesta por las nuevas tecnologías y la informatización, ¿qué importancia le da a la innovación en el sector de la economía? ¿Qué hacer para aprovecharla más en los ámbitos privado y estatal?

Nuestra empresa es un despacho contable de base tecnológica. No es posible desaprovechar hoy todos los adelantos en el campo de la informática y las comunicaciones; sería negar el desarrollo.

Las tecnologías llegaron para quedarse y para bien. Sólo debemos tener cuidado de aprovechar sus ventajas; no pueden sustituir la capacidad de decidir y hacer por nosotros, especialmente en nuestra profesión.

Tener un pensamiento innovador es otro don. Hay personas que miran y no ven, o nunca han pensado en cómo hacerlo diferente. Lo mismo sucede a nivel de la economía: nuestra sociedad ha tenido un estilo de cumplimiento de decisiones centralizadas y, aun cuando hemos acometido un proceso de descentralización de facultades, las personas no han desarrollado capacidades de innovación. Entonces, cuando más el país necesita de la innovación, menos las personas pueden aportar, porque las educamos en cumplir.

Despacho contable Estrada y Asociados
El despacho contable Estrada & Asociados apuesta por lo mejor de la práctica profesional y el aprovechamiento de las nuevas tecnologías. Foto: Cortesía de la entrevistada

A nivel de los sectores, hoy se nota la diferencia. Está el estatal, donde no hemos logrado que se incorpore la innovación como un pensamiento para la acción y se percibe un estancamiento en los resultados de la gestión empresarial.  Sin embargo, en el sector privado —a pocos años de su nacimiento—  se aprecian modelos de negocios y gestión exitosos, con una sola diferencia: capacidad para decidir.

El país necesita mucho de la innovación, pero no sólo de una política de innovación, sino de un pensamiento innovador; ojalá que la experiencia del sector privado inspire y no preocupe.

 ¿Qué rol debería tener la responsabilidad social empresarial en el desarrollo de las Mypimes? ¿Cuál es la experiencia de su despacho contable?

La responsabilidad social habla de nosotros como personas, de quiénes somos, en qué creemos y la motivación nuestra para crear una empresa. Me permito no distinguir entre responsabilidad social de uno u otro sector, es simplemente empresarial.

En nuestro caso, fieles al firme compromiso con la creación de valor sostenible para el conjunto de la sociedad, trabajamos cada día para fortalecer las iniciativas que configuran nuestro dividendo social, con el objetivo de que nuestra actividad se revierta en la evolución positiva de la comunidad en la que operamos.

Como modelo de contribución social, operamos en las siguientes dimensiones: realizando donaciones en metálico o en especie u horas no profesionales; patrocinios y marketing con causa; marketing social y, muy especialmente, en la categoría de empresa social.

Todo esto se traduce en ayudar a las organizaciones a aumentar su capacidad para producir bienes y servicios; o para atender a sus beneficiarios, mediante la superación profesional de los homólogos de la profesión. Para ello ponemos a disposición recursos y capacidades claves de la empresa. También apostamos por actividades de reciclaje, inserción de personas con discapacidad o edad elevada; pero con capacidades activas de trabajo y otras de similar naturaleza.

Estas políticas están aprobadas por la Junta General de Socios y prevemos en el presupuesto de gastos de la empresa los fondos o fuentes de financiamiento para ello, bien a cuenta de los gastos, de las reservas voluntarias o de las utilidades.

No me gustaría terminar sin antes hacer referencia al rol de los recursos humanos, factor clave de éxito. Podemos soñar, tener la idea de cómo concretarlo, pero la adecuada selección, motivación y cuidado del equipo es lo que nos llevará al éxito.

Los tiempos son muy difíciles. Fundar la empresa es relativamente fácil; hacer que perdure, que sobreviva en el entorno agresivo actual, es un gran reto. Sin ese equipo de colaboradores, no lo lograremos. Pero quienes nos colaboran están sujetos a muchas dificultades; lograr de conjunto aminorar sus efectos en la vida personal y que no trasciendan al funcionamiento de la empresa, es tarea de titanes.

Le puede interesar, además:

Ganadería y emprendimiento sostenible, los sueños de una guajira

Ellas hablan y tejen alianzas en el desafío de emprender

Sara Ida Hernández, “emprender es una filosofía de vida”

Estilos Mailié, emprender con visión solidaria

Nuevos actores económicos pueden apostar a la transformación social

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

6 − 1 =