Una jornada por la salud de las mujeres

La jornada de 16 días de activismo social contra la violencia de género, que este año abarcará del 25 de noviembre al 10 de diciembre, pondrá énfasis en el impacto que ese flagelo tiene sobre las mujeres desde el punto de vista físico, reproductivo, sexual, emocional y de salud social.
Bajo la frase «Por la salud de las mujeres, por la salud del mundo: no más violencia», la jornada de este año también busca destacar la interrelación existente entre violencia contra las mujeres y la pandemia del HIV/Sida, destaca una información difundida por Rima, la Red de Información de Mujeres de Argentina.
En el ámbito de la investigación actual crece la tendencia a llamar la atención sobre la asociación entre la violencia contra las mujeres y el HIV/Sida. La violencia y el temor a la violencia limitan la capacidad de las mujeres para prevenir la transmisión del virus y compromete su acceso a una gama de servicios, incluyendo pruebas y tratamientos. Además las mujeres, a menudo, experimentan una violencia aun mayor cuando están infectadas o perciben que pueden estarlo. Varios grupos y distintas iniciativas se organizan alrededor del tema, incluidas la Coalición Global sobre Mujeres y HIV/SIDA, las Campañas para Detener la Violencia Contra las Mujeres de Amnistía Internacional, la Campaña Global por los Microbicidas y la Campaña Mundial Contra el SIDA de la ONU 2004, así como incontables organizaciones de base, añade el comunicado.
De acuerdo con la Organización Mundial de la Salud las consecuencias del abuso son profundas, y se extienden más allá de las comunidades. Además de los efectos físicos y emocionales inmediatos se ha demostrado que la violencia aumenta el riesgo futuro de sufrir problemas psicológicos, emocionales, de conducta y físicos.
A la par, actúa negativamente en la posibilidad y capacidad para disfrutar de otros derechos humanos. La violencia impide que las mujeres puedan alcanzar todo su potencial como integrantes activas de su comunidad, lo que deteriora el bienestar de la sociedad en su conjunto.
A las actividades y acciones de este año seguirán las revisiones de una década de la Conferencia de Naciones Unidas sobre la Mujer realizada en Beijing y los cinco años de la Cumbre del Milenio y la Sesión Especial sobre HIV/SIDA de la Asamblea General de Naciones Unidas, fijadas para el próximo 2005 .Serán dos oportunidades únicas para destacar esa relación entre violencia de género y Sida.
La Conferencia de Naciones Unidas sobre Derechos Humanos, llevada a cabo en Viena en 1993, reconoció formalmente la violencia contra las mujeres como una violación a los derechos humanos, e hizo un llamado a los gobiernos a trabajar para lograr su eliminación.
Entre otros resultados, a partir de entonces, se incluye el reconocimiento internacional a entender la violencia basada en el género como un problema mayor de salud pública.
La Habana, agosto de 2004.-

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *