Discriminadas en Londres

Las mujeres británicas con niños menores de 11 años son las más discriminadas en el trabajo y cuentan con 45 por ciento menos de oportunidades que los hombres en las mismas condiciones, según un estudio publicado en Gran Bretaña. De acuerdo al informe, una madre con hijos menores de 11 años sufre más oposición en la bolsa de empleo que personas con discapacidades motoras o grupos de minorías étnicas. Aunque el crecimiento económico fue enorme en Gran Bretaña, aún se siguen cometiendo discriminaciones contra la mujer en las fuentes de trabajo. La investigación fue comisionada por el gobierno del primer ministro, Tony Blair, para examinar los factores de raza, género y edad en el mercado laboral. Según las 122 agencias de reclutamiento laboral, más del 70 por ciento de los empleadores británicos admitió que se niega a contratar a mujeres embarazadas o con hijos menores de 11 años. También indicó que las personas con discapacidades motrices tienen 29 por ciento menos de posibilidades de conseguir un trabajo que aquellas sin incapacidades. El reporte advirtió, además, que en caso de no tomarse medidas urgentes, ni siquiera los bisnietos de los parlamentarios actuales verán igualdad de oportunidades para hombres y mujeres dentro de la Cámara de los Comunes. En la actualidad, tardará hasta 2085 saldar la diferencia entre hombres y mujeres en materia laboral (Rima).

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *