Globos de Oro: ¿dónde están las mujeres?

En 76 años sólo una mujer ha ganado el Globo de oro por dirección: Barbra Streisand en 1984 con “Yentl”. Era la primera película dirigida, producida, escrita y protagonizada por una mujer. Streisand se levantó orgullosa tras escuchar su nombre sobre el de realizadores como Ingmar Bergman y James L. Brooks.

Su discurso fue esperanzador: “Este premio es significativo para mí, estoy orgullosa porque representa, o eso espero, nuevas oportunidades para mujeres talentosas que intentan hacer sus sueños realidad, como yo”.

Esa petición es algo que no ha querido escuchar la prensa de Hollywood. En la historia de esta premiación, dedicada a reconocer lo mejor del año en televisión y cine, sólo Streisand ha ganado como directora y cuatro más han sido postuladas en ese rubro.

Natalie Portman se quejó de eso: “Estos son los nominados: todos hombres”, remarcó en 2018 acentuando la ausencia femenina en la categoría. Dos años después las cosas no han cambiado.

En la premiación de este año en el Beverly Hilton, en California, la disputa a director es entre Bong Joon Ho (Parásitos), Sam Mendes (1917), Martin Scorsese (El irlandés) y Quentin Tarantino (Había una vez en Hollywood).

Afuera quedaron otras favoritas: “Estafadoras de Wall Street”, de Lorene Scafaria; “Un buen día en el vecindario”, de Marielle Heller; “Mujercitas”, de Greta Gerwik; “The Farewell”, de Lulu Wang, esta última nominada a mejor Película en lengua extranjera.

También, “Honey Boy”, de Alma Har’el, quien hizo público su disgusto en Instagram, en diciembre pasado, cuando se dieron a conocer las nominaciones. “Esta no es nuestra gente (los miembros que votan en los Globos de Oro) y no nos representan. No busquen justicia en el sistema de premios”, criticó.

La directora ha dicho que esto no cambiará hasta que haya nuevas categorías: mejor Director y Directora, apunta el especialista fílmico José Felipe Coria. “Y tendría razón, pero, aun así, no se está pensando que las nominaciones se basan en personajes que hacen ruido, sin contar la capacidad”, lamenta.

No sólo en la dirección se siente la ausencia femenina. Cerca del 80 por ciento de todas las nominaciones en cine están representadas por hombres. En cifras, sólo una veintena de mujeres podrían ganar. En Película, Guion y Animación la mayoría de nombres pertenecen al sexo masculino.

Incluso las temáticas

De las que buscan coronarse como la mejor del año, sólo “Historia de un matrimonio” considera en su trama problemas de mujeres.

“Es difícil que los premios se adapten. No sabríamos cómo reestructurarlos, pero no deberían basarse tanto en el prestigio de la firma, decir ‘es que siempre hemos nominado a Scorsese, a Tarantino’, no ver tanto la popularidad de la película sino el concepto. Y que estos conceptos cambien”, reitera Coria.

La falta de reconocimiento a mujeres en puntos clave es ahora un debate global. En California, donde se realizará la ceremonia, se promulgó hace un año la ley SB 826, que obliga a que todas las compañías cotizadas en algún mercado de Estados Unidos con sede en esa ciudad tengan al menos una mujer en su consejo de administración; una norma pionera en ese país.

Las series, con mejor perspectiva

En lo que respecta a este rubro, la tendencia muestra más balance entre historias protagonizadas lo mismo por hombres que por mujeres. Sin embargo, en las tres categorías principales —Serie Dramática, Comedia y Limitada o Película para TV— sólo cuatro de las 15 producciones nominadas tienen a una mujer al frente (creadoras del proyecto), se trata de “Killing Eve”, “Fleabag”, “Inconcebible” y “La maravillosa señora Maisel”.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *