Debates

Mujeres lesbianas y activismo: alzar la voz juntas

¿Qué desafíos enfrentan?

Diarenis Calderón

Las mujeres lesbianas tienen políticas, vivencias, conflictos diferentes a los hombres gay y son tratadas en la sociedad con una carga mayor de prejuicios, pues la mujer es concebida para reproducir la familia, debe ser cuidadora, obediente y responsable de educar y hacerlo bien. Pero si su prioridad es su felicidad y libertad sexual, entonces estará desprotegiendo sus otros roles, algo que está penado.

Otro desafío son las fronteras que nos imponemos por intereses individuales o de ciertos grupos. Deberíamos trabajar más juntxs buscando la participación y los consensos. Tendríamos que ampliar en la comunidad de mujeres lesbianas el feminismo, como vía posible de romper con el patriarcado, el sexismo y el racismo. Quitar la venda de clase que existe entre quienes somos de un sitio u otro, de una profesión u otra.

También nos retan las prácticas que construyen el relato sexista, pues son muy fuertes y se perpetúan cada día. Son prácticas occidentales y globales, también presentes en Cuba.

Teresa Fernández de Jesús

El desafío mayor es vernos plenamente representadas, sin sufrir discriminaciones, desprecio, violencias y estigma. Ver realizadas todas las reivindicaciones por las que es necesario nuestro activismo.

Lidia Romero

Visibilizarnos en una sociedad patriarcal que estigmatiza, violenta y discrimina las expresiones sexuales no heteronormativas. Lograr tener participación política en los espacios de toma de decisiones. Las mujeres somos mayoría en el parlamento ¿Cuantas son lesbianas? ¿Cuantas se encuentran en puestos de dirección? Escribir nuestra historia como protagonistas de las luchas sociales. En la historia oficial de Cuba, las mujeres aparecemos como la madre de los héroes, como objetos de los afectos de los próceres. En ese mínimo espacio, las mujeres lesbianas somos las grandes olvidadas. En la historia del movimiento LGBTIQ mundial, la visibilidad ha sido su principal estrategia de lucha. Este reto simbólico es un instrumento poderoso de educación pública para subvertir el orden social. Para ello necesitamos llegar a los medios de difusión y conquistar todos los espacios posibles.

Información adicional