Debates

Reproducción asistida…un derecho postergado

¿Cuáles estrategias siguen las mujeres lesbianas para ejercer su derecho a la maternidad? ¿Qué riesgos corren con estas prácticas?

Yivi Cruz Suárez

Las estrategias más comunes son: llegar a acuerdos con hombres, generalmente gays, que quieran ser padres y tener sexo con penetración, o reproducción independiente con hombres anónimos, a quienes muchas veces ni les dicen que tendrán un hij@!!! Otra estrategia es que experimentan en sus casas con jeringas con semen de algún donante para salir embarazadas o hacen tríos donde esté presente la otra pareja y así es una manera de ser parte de esa fecundación.

Muchas veces es tanta la desesperación por ser madres que no averiguan sobre el donante de esperma y pueden tener complicaciones genéticas o enfermedades de otra índole como diabetes o alguna infección de transmisión sexual, etc.

Muchas veces esos inventos de la jeringuilla han tenido como resultado inflamación, infección urinaria, etcétera.

Liusba Grajales Guerra

La primera y la más frecuente, aunque yo no recurrí a ella, es acudir al mejor amigo, que casi siempre es un hombre gay. Con él van a tener relaciones sexuales y tratar de salir embarazadas. Otras optan por técnicas invasivas y no convencionales, como fue mi caso. Yo me puse a estudiar mucho para saber cómo introducirme un pedazo de suero y, con una jeringuilla, poder inseminarme yo misma. Antes conseguí hacerme un conteo de óvulos y tomarme la temperatura mientras estaba en el período de ovulación. Pero casi todas recurren a la jeringuilla y eso es muy peligroso, porque te puede dejar estéril. En mi caso, tuve una cervicitis por la mala manipulación. Pese a que tuvimos extremo cuidado ninguno de nosotros somos médicos y se me hicieron muchas heridas en el cuello del útero a raíz de usar el propio pedazo de suero. Tuve que hacer un plan para curarme y que no me afectara el embarazo; pero si no se toman medidas a tiempo, las consecuencias pueden ser gravísimas. Además, estas son experiencias que afectan psicológicamente, por lo menos yo me sentí como un ratón de laboratorio. Tuve que hacer de todo: que violar mi espacio privado, porque no tuve acceso a una institución ni a un banco de esperma y el esperma iba del baño al cuarto. Yo me puse muy mal y pensé que no iba a poder lograr mi objetivo, que era ser madre. No me iba a acostar con un hombre para lograrlo, porque me iba a traicionar a mí misma. No podía. Hubo un momento en que pensé que no podía, pero entre los cuatro pudimos lograrlo.

Isel Calzadilla

Las estrategias de las mujeres lesbianas son escasas. Muchas buscan la forma de estar con un hombre para lograr su objetivo de quedar embarazada, con las consecuencias que esto trae; otras se van del país, donde existe esta posibilidad para lograrlo; otras se resignan a tener descendencia. Hace muchos años que nosotras, activistas de las redes sociales del Cenesex, hemos pedido a esta institución del Estado cubano --que además es de salud—que tenga en cuenta nuestros reclamos y sean valorados por los ministerios de Salud Justicia, así como la Asamblea Nacional del Poder Popular, pero no tenemos respuesta y nos dicen que están llevando conversaciones sobre este tema. El tiempo pasa y pasa… y nada.

Información adicional